Archivo del sitio

La Economía Virtual es el Fin de la Libertad

Existe una regla simple que debe seguirse al entender la trágica historia de las economías: nunca pongas fe ciega en un sistema construido sobre una base creada por el establecimiento. Tú pensarías que este no sería un concepto difícil de comprender ya que tenemos tantos ejemplos de economías controladas y colapsadas para referirnos a lo largo de los siglos, pero en nuestra era más que nunca el encanto de un mundo virtual con promesas de riqueza y facilidad infinitas es abrumador.

-Brandon Smith-

 

Anuncios

Nunca Olvides: Lo que el Estado Profundo quiere que recuerdes sobre el 11 de Septiembre

nif_neverforget

“Nunca olvides.”

Este es el mantra. El mantra que se repite a raíz de cada bandera falsa importante, cada incidente psicológicamente traumatizante que el Estado Profundo desea convertir en un grito de guerra para su próximo elemento de la agenda.

Por lo tanto, no es sorprendente que se haya invocado este mantra para recordar al público el evento fundamental de la era del terror, el 11 de septiembre.

“Nunca olvides”, nos cuentan los sinsontes de la prensa del establishment todos los años a partir de septiembre. Y cuando digo “todos los años” me refiero a cada / año / sin / falla. (Bueno, a veces falla, pero entiendes lo que quiero decir).

¿Pero nunca olvides qué? Esa es la pregunta.

Nunca olvides que el terrorismo de bandera falsa ha sido utilizado una y otra vez a lo largo de la historia para avivar la histeria de guerra entre el público. ¿Nunca debes olvidar que la guerra afgana y la guerra contra el terrorismo en general se basaron en la mentira del 11 de septiembre? Nunca olvides que la teoría de conspiración oficial del 11 de septiembre, el Informe de la Comisión del 11-S, es un tejido de mentiras y omisiones basadas en el testimonio bajo tortura que sería inadmisible en cualquier tribunal y, por si fuera poco, contradictorio. Nunca olvides que los encubrimientos oficiales del gobierno sobre los eventos se han basado en mentiras directas, confiscación y omisiones de evidencia clave que demuestra que el 11 de septiembre no fue obra del paciente de diálisis que vivía en unas cuevas mágicas y su banda de secuaces blandiendo cutters?

No claro que no. “¡Nunca olvides” las lecciones aprobadas oficialmente por el gobierno del 11 de septiembre, tonto! Eso es lo que significa “nunca olvides”.

Nunca olvides que fueron esos temibles musulmanes barbudos los que hicieron el 11 de septiembre, y definitivamente fueron los musulmanes quienes celebraron la destrucción de las Torres, no los agentes israelíes del Mossad que estaban allí para “documentar el evento”.

Nunca olvides que fueron esos malditos sucios afganos los que simplemente rogaban ser bombardeados inteligentemente el 11 de septiembre, a pesar de que el 92% nunca había oído hablar del 11 de septiembre en una encuesta de 2010. (Deben haberse olvidado de eso mientras tanto).

¡Nunca olvides el hecho de que cada revuelta terrorista desde el 11 de septiembre fue una trama instigada, planificada, financiada y “destrozada” por el FBI solo significa que los agentes leales del FBI son realmente muy buenos en sus trabajos!

Nunca olvides que al público estadounidense no le dieron ni uno, ni dos, ni tres, sino cuatro historias separadas y contradictorias sobre la falta de defensa aérea en la mañana del 11 de septiembre, y que los Comisionados del 11-S quisieron presentar cargos penales contra funcionarios del Pentágono por sus mentiras deliberadas... uhhhh, espera. En realidad, tal vez sea mejor si te olvidas de eso.

Nunca olvides que las leyes de la física simplemente no se aplican en ciertos momentos y lugares. (El noreste de los Estados Unidos el 11 de septiembre fue uno de esos momentos y lugares).

Nunca olvides que Khalid Sheikh Mohammed fue el cerebro del 9/11 “de la A a la Z”. Por favor, olviden que todo lo que obtuvieron de él fue un testimonio bajo tortura inadmisible en cualquier tribunal y que también confesó falsamente delitos que no cometió (y no pudo haber cometido).

Nunca olvides que Wirt Walker III, pariente de la familia Bush y socio comercial de Marvin Bush, fue COMPLETAMENTE LIBERADO de cualquier comercio de información privilegiada del 11-S porque, después de todo, la investigación del FBI sobre él “no reveló vínculos con el terrorismo u otra información negativa”.

Nunca olvides que la cinta de video mal traducida obtenida bajo circunstancias dudosas a fines de 2001 demostró la culpabilidad de Osama Bin Laden para el 11 de septiembre de una vez por todas… incluso si la malvada mente maestra negó en repetidas ocasiones cualquier participación en el ataque terrorista más espectacular de la historia hasta ese momento.

Nunca olvides que Irán probablemente también estaba detrás del 11 de septiembre. De algun modo. Los detalles no son importantes, solo confía en nosotros.

Nunca olvides que Christine Todd-Whitman es ahora un héroe de la resistencia, por lo que nunca deberíamos reconocer que ella es directamente responsable de la muerte de cientos de primeros socorristas del 11-S y muchos miles que aún mueren por el polvo tóxico en la Zona Cero.

Nunca olvides que dos aviones pueden pulverizar por completo tres de los rascacielos más grandes del mundo, llevándolos directamente al suelo sin mayor resistencia que la aceleración de caída libre, y si dudas sobre este hecho, eres un lunático que no merece más que desprecio.

Nunca olvides que si el NIST alguna vez revelara al público exactamente cómo obtuvieron sus modelos de computadora para replicar la autoinmolación milagrosa de WTC7, “pondría en peligro la seguridad pública“, por lo que clasificaron esos datos por su propio bien.

Nunca olvides que la “guerra contra la burocracia” de Rumsfeld -declarada el 10 de Septiembre de 2001 en respuesta a la incómoda cuestión de los billones perdidos del Pentágono– debe haber sido exitosa, ¡porque nunca se volvió a saber de ella!

Nunca olvides que la guerra contra el terrorismo nunca terminará hasta que cada último oponente del Nuevo Orden Mundial sea eliminado del planeta. Pero no dudes en olvidar la verdadera “justificación legal” para esa guerra.

Nunca olvides que si tienes alguna pregunta sobre la historia oficial del 11 de septiembre aprobada por el gobierno (como los viles familiares de las víctimas, personal de primera respuesta, oficiales militares, congresistas y mujeres estadounidenses, agentes de inteligencia, dignatarios extranjeros, comisionados del 11-S y otros fanáticos de la conspiración), entonces eres un tonto anti patriótico... y potencialmente un terrorista solo pidiendo ser encerrado de por vida.

Entonces, ahí lo tienes. Las cosas que realmente no debes olvidar del 11 de septiembre. Ahora siéntate, agita tu bandera estadounidense de plástico hecha en China y únete a nosotros en el monumento a la celebración de este año en Ground Zero, luego regresa a tu vida diaria. Como un buen ciudadano.

¿Olvidé algún “nunca olvides”?

-James Corbett-

A %d blogueros les gusta esto: